Patatas bravas caseras

9:00 Gloria A 7 Comments

Patatas bravas caseras

Aunque se dice que las patatas bravas son muy típicas en Madrid las solemos ver en casi la gran mayoría de bares del resto de nuestro país, para mi las mejores que he probado hasta ahora se encuentran en Logroño, con una salsa picante que quita el sentido y que invitan a seguir bebiendo.

Es facilísimo preparar unas patatas bravas caseras de calidad. No entiendo cuando los bares sirven raciones con las patatas casi crudas o con la salsa hecha con ketchup de bote, no es tan difícil hacer las cosas bien, con esta receta se ve claro como el agua.

INGREDIENTES - Ración
  • 1 patata grande o 2 pequeñas
  • 3 cucharadas de tomate frito casero
  • 1 diente de ajo grande
  • 1/2 guindilla seca
  • 1/2 cucharadita de pimentón picante
  • 1 trozo de jamón ibérico
  • 50 ml. de agua
  • Aceite de oliva
  • Sal

PREPARACIÓN


Patatas bravas caseras

Para que las patatas queden hechas y no se quemen por fuera podemos cocinarlas a fuego lento o prepararlas cociendo las patatas enteras y sin pelar durante 5 minutos en agua con sal, cuando se templen las pelamos y las cortamos en cuadraditos, añadimos sal y las freímos en una sartén con abundante aceite de oliva.

Preparamos la salsa, en una sartén doramos el ajo picado, cuando coja color echamos el tomate frito casero, la guidilla, el pimentón y el trozo de jamón y dejamos que cocine durante 1 minuto. Añadimos el agua y dejamos que se reduzca durante 5 minutos.

Retiramos el jamón y batimos la salsa para que quede sin grumos, la incorporamos a las patatas y nos preparamos un trozo de pan para mojar la salsa que sobra y algo de beber para quitarnos el picor :)

Valor nutricional x ración (aprox)
Kcal
307
Proteínas (gr)
5
Hidratos de carbono (gr)
16
Grasas (gr)
24

No es porque las haya hecho yo pero Carlos coincide conmigo en que es la mejor salsa brava del mundo y es que no hay nada como lo hecho en casa.

¡Besitos y feliz semana!



Síguenos en Facebook o Twitter

También podría interesarte

7 comentarios:

  1. No sé qué tendrán las patatas bravas que no conozco a nadie que no le gustan y yo, si puedo elegir, cuanto más picantes mejor. Ese platito me vendría fenomenal para el aperitivo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Es un gran clásico, pero si que a veces se salen de buenas y otras dan pena...
    Las que veo en la pantalla, ahora mismo me comería un platito... o dos...
    Feliz fin de semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  3. Esta es una de mis tapitas de la infancia. La hemos querido hacer en casa, y no ha habido manera de sacarla. A ver si con esta receta tuya triunfamos.
    Gracias Glo

    Cocina de Emergencia

    ResponderEliminar
  4. Yo las hice hace poco, pero en casa el picante solo gusta a mi marido, a mi el picante no me va mucho, pero he de reconocer que si se le pone poquito quedan ricas. Bs.
    Julia

    ResponderEliminar
  5. No hay bar de tapas que no las tenga en su carta, con menor o mayor fortuna, porque algunas si están ricas, pero otras mejor ni hablar.
    Tu salsa para chuparse los dedos y para bien que no le falte picantito.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Qué buenas que son y qué fáciles de preparar! Gracias por compartir esta receta, en cuanto pueda la pruebo! :-)

    ResponderEliminar